Que los moralistas no detengan la "Ciencia"


Del imprescindible blog de Juanjo Romero saco esta enervante noticia:

(...)

Para verse libre de presiones, y abusando de su posición como zoólogo para dotarlo económicamente, funda el Instituto para la Investigación Sexual —el Instituto Kinsey— en 1947. Allá se realizaron toda clase de depravaciones, entre las que alentaba la pederastia y el bestialismo. El ‘y’ no es excluyente.

Los archivos, en muchos casos filmados, continúan en el Instituto como en un museo de los horrores. La institución, que niega el acceso a la documentación, ha intentado recientemente limpiar su imagen con una película hagiográfica protagonizada por Liam Neeson.

Las investigaciones llevadas a cabo con varios cientos de niños —desde los dos meses a los 15 años— consistieron en actos sexuales perpetrados por un grupo de nueve personas. Algunas de ellas fueron ‘entrenadas’. El Informe Kinsey «sobre los hombres», afirma que los niños reaccionaron a las manipulaciones sexuales por parte de los nueve adultos de diversas maneras: se retorcían, gritaban horriblemente, tenían violentas convulsiones, grandes temblores y/o experimentaban horribles dolores.

Pero a pesar los interesados intentos para que su verdadera cara no salga a la luz se van conociendo casos. Es desgarrador. El último, una entrevista de Esther White seud., víctima de los experimentos de Kinsey, concedida a WND en dos partes (parte 1 y parte 2) No tengo tripas para traducirla, lo siento. Los detalles me abren las carnes. Cuenta como su abuelo trabajó con Kinsey y abusó de ella una vez. Su padre muchas, desde los siete años. Y su tío con su prima.

Cronómetro en mano apuntaban los detalles y las reacciones en un cuestionario. No utilizaba la fuerza física, primero con amor de padre, luego con temor. La pobre niña pensaba que si se lo contaba a su madre se divorciarían. Luego con la historieta de que era para la ciencia. A la postre descubrió que era por dinero.

Pero termina esperanzada, y después de mostrar que perdona dice «tenemos que conseguir que los padres se den cuenta de que la castidad funciona. La Planned Parenthood ha lavado el cerebro a las dos últimas generaciones diciéndoles que eso no funciona. Yo practiqué la castidad y tuve un matrimonio maravilloso»


(...)

5 comentarios:

Elentir dijo...

Lo más alucinante es que aún haya gente que toma los "estudios" de un criminal y un perturbado como Kinsey como algo serio y digno de tener en cuenta. En fin...

Hipostasis dijo...

Pues cuando le de por estudiar a las figuras señeras del feminismo vamos a quedar espantados: taradas, suicidas, satanistas... en fin.

Un saludo.

Anónimo dijo...

Juanjo Romero, un antiliberal orgulloso de serlo, conspiranóico y descaradamente manipulador como se empeña en demostrar día tras día.

Mira que Kinsey es una persona criticable y con puntos oscuros pero la amalgama de mentiras y medias verdades de ese texto es para nota.

Y sigues el enlace y te lleva a WND, en serio, leer ese sitio es como leer sobre la máquina de los terremoto americana, cuando dejas de reírte empiezas a preocuparte de que los perpetradores de semejantes estupideces anden sueltos.

La entrevista... muy bien, esta señora ya era conocida, pruebas ninguna y todo lo que implica a Kinsey es pura elucubración.

No obstante es divertido ver como se trata el tema, se acusa a Kinsey de encubrir e incluso pagar pederastas. Y se presenta el asunto de la entrevista como la verdad revelada. Sin embargo he visto en vídeo a bastantes victimas de abusos apuntar directamente al Vaticano, a Bendicto XVI e infinidad de miembros de la jerarquía católica de los mismos delitos. Curiosamente el blogger a defendido a la iglesia de estos ataques infinidad de veces.

Juanjo Romero dijo...

Gracias por la referencia, rojobilbao.

Es lógico que haya gente que siga apoyando a Kinsey (también sigue habiendo nazis), es el "padre" del movimiento homosexualista, del pedofílico y de la Planned Parenthood y sus manuales de educación sexual.

Hipóstasis, sí, me gustaría hacer una galería de los horrores. En el fondo el anónimo que va insultandome de blog en blog es un reflejo de un modo de pensar. Suelen sacarte el tema de los curas pederastas, y no se da cuenta de que esos seres despreciables añaden a sus nefandos crímenes el de la hipocresía, actuan en contra de su norma. En cambio para gente como Kinsey y el propio anónimo las salvajadas son consecuencia directa de su modo de pensar, y si anónimo no las ha cometido es simplemente porque el ambiente cultural en el que vive tiene una base religiosa.

rojobilbao dijo...

Anónimo, te diré que 1º nunca he leído nada de Juanjo que muestre su supuesta antiliberalismo. 2º Incluso si así fuera, me daría igual, considero un reduccionismo leer tan sólo a los de tu estricta cuerda. 3º Si algo creo de Juanjo es que es totalmente honesto intelectualmente. Por eso llevo MUCHO tiempo leyendole.